¿Sabes usar el hilo dental?
Qué opinas?

El uso de hilo dental es un buen complemento al cepillado diario de nuestros dientes. El hilo dental nos ayuda a eliminar restos de alimentos y a evitar la acumulación de placa bacteriana. Un correcto uso del hilo dental nos garantizará una limpieza completa.

De hecho, el hilo dental debe ser usado de manera, casi obligatoria, para obtener buenos resultados en la higiene dental, desde pequeños es necesario que las personas se acostumbren a su uso, que deberá realizarse luego de cada cepillado

De hecho, el hilo dental debe ser usado de manera, casi obligatoria, para obtener buenos resultados en la higiene dental, desde pequeños es necesario que las personas se acostumbren a su uso, que deberá realizarse luego de cada cepillado.

CÓMO USAR EL HILO DENTAL

Debemos seguir unos sencillos pasos a la hora de un correcto uso del hilo dental:

  1. Cortar aproximadamente 30 centímetros de hilo dental.
  2. Enrollamos los extremos en el dedo corazón de cada una de las manos.
  3. Tensamos aproximadamente 2 o 3 centímetros de hilo dental que será el que coloquemos entre los dientes.
  4. Deslizamos suavemente el hilo dental en movimiento de atrás hacia delante. Cuando el hilo llegue al borde de las encías, curvarlo en forma de C contra el diente y deslizarlo en el espacio que queda entre las encías y el diente.
  5. Repetir el proceso para cada uno de los dientes con un nuevo trozo de hilo dental
    POR QUÉ UTILIZAR HILO DENTAL

    Es importante utilizar el hilo dental como complemento al cepillado dental diario, ya que nos ayudará a mantener una buena salud bucodental. Además, el uso correcto del hilo dental es importante:

    • Porque con ello accedemos a los espacios interdentales de una manera más efectiva que solo con el cepillo de dientes, evitando la acumulación de placa bacteriana.
    • Ayuda a prevenir la aparición de caries, al eliminar restos de alimentos que de otra forma no sería posible.
    • El correcto uso del hilo dental asegura además la eliminación de placa en un 40%, reduciendo el riesgo de enfermedades periodontales e irritación de encías.
    • Tendremos una mayor sensación de limpieza, al realizar una limpieza total de nuestros dientes con el uso del hilo dental y el cepillado de dientes.